Más basura…

Me encuentro esta noticia: Ghana imports 31,000 tonnes of “toxics”, que dice así:

Official data released by the Ghana Shippers Authority say the country imported 31,400 metric tonnes of used electrical appliances last year, representing 74.6 percent increase compared to the 2009 figure of 17,987 metric tonnes.

The port of Tema handled 72 percent of the total importation, which amounted to 23,623 metric tonnes, while the port of Takoradi handled the remaining 7,768 metric tonnes, representing 28 percent.

According to the data, 17,765 metric tonnes came from the United Kingdom last year, higher than the 2009 figure of 10,659 metric tonnes.

Imports from the North Continent, including Germany, Holland and Denmark, increased from 2,812 metric tonnes in 2009 to 4,830 metric tonnes, while imports from Mediterranean Europe jumped from 2,564 metric tonnes in 2009 to 3,954 metric tonnes during the period.

Y que podéis acabar de leer pinchando aquí

Vamos 4.000 contenedores aproximadamente al año, más de 10 al día, y más de la mitad procedentes del Reino Unido.

Me ha hecho recordar una camiseta que llevaba un compañero de la universidad, en la que se veía como una Europa carroñera se comía a África, mientras a cagaba el 0,7. La realidad, como de costumbre, es mucho más trágica.

Reciclaje, basura, buques, #19J

Últimamente han salido unas cuantas noticias relacionadas con el reciclaje Europeo muy interesantes:

Brasil y Reino Unido se enfrentan en una “guerra de la basura”

Lula denuncia el envío ilegal de residuos tóxicos desde Europa hasta su país

Cerca de 100 contenedores con más de 1.000 toneladas de basura enviados de Reino Unido al Puerto de Santos, en el litoral de São Paulo, están creando un problema diplomático entre Brasilia y Londres. En los contenedores llegados desde noviembre de Inglaterra había de todo: pañales sucios, condones, botellas, frascos de champú usados, tapas de inodoro, jeringas, guantes sanitarios y hasta restos de comida.

De “El País” hace un par de años, que podéis seguir leyendo aquí.

Otra:

Su nevera vieja contamina África

El tráfico de chatarra electrónica sucia hacia países pobres crece para eludir el reciclaje – España ha detenido contenedores con residuos rumbo a Pakistán y China

El 24 de marzo de 2009, el carguero con bandera de Malta King Basil sale del Puerto de Vigo. Zarpa a las 8.20 y cuatro días después llega a Algeciras. Son las 10.25 del 28 de marzo cuando, según el registro del puerto, descarga el contenedor POCU4012090. Su carga: 10.380 kilos de residuos, unos 2.000 compresores de frigoríficos viejos, aún con aceite contaminante y gas con alto poder de calentamiento. Según el Ministerio de Medio Ambiente, el origen era la planta de Cespa, la filial de medio ambiente de Ferrovial, en Galicia. Y el destino, Port Kasim, el segundo puerto de Pakistán, para ser desguazado y recuperar el metal, operación más rentable que extraer previamente el gas y el aceite y tratarlos por separado, algo obligatorio en Europa.

También de “El País” aunque no está muy claro porque la nevera contamina África cuando el destino del contenedor en cuestión es Pakistán, que según estudié en el cole, pilla más en lo que es Asia. Quizás tenían una foto que le encajaba mejor y África como que siempre toca nuestros corazones y nos creemos que le puedan hacer todo tipo de perrerías. El resto de la noticia sigue aquí

La última explicación, es que antes de escribir la noticia, hubiese leído ésta antes:

UK firms dump electronic waste in W.Africa: group

ABIDJAN (Reuters) – British companies are illegally dumping thousands of tonnes of harmful electronic waste such as old computers in West Africa, instead of recycling them, an investigation by an environmental group said on Monday.

Taking advantage of a lack of oversight of recycling procedures, a number of waste management companies are taking unwanted televisions, phones and computers and selling them on to West Africa as goods, especially to Ghana and Nigeria.

Que si que está claramente referenciada a África y está escrita aproximadamente un mes antes. De Reuters (aquí el resto)

Pero sin duda, la que me ha parecido más impresionante ha sido la Zigor Aldama:

El cementerio de los grandes buques

Hay que escarbar con ganas en la corteza negra bajo la que se esconden las playas de Chittagong para dar con un poco de arena. Sin duda, a pesar de que los cocoteros, el cielo azul y el calor invitan a ello, a nadie en su sano juicio se le ocurriría desplegar aquí una toalla y ponerse a tomar el sol. De hecho, no es raro que la pierna se hunda en el chapapote hasta la rodilla.

Y no es porque Bangladesh haya sufrido un drama ecológico como el del Prestige. No, lo suyo es mucho peor. Cada año, más de medio centenar de cargueros, cuyo tamaño deja en ridículo al que se hundió frente a las costas de Galicia, son mutilados hasta morir frente a la costa. Porque esta zona se ha convertido en uno de los principales centros del desguace de grandes buques del mundo, una lucrativa industria que mueve miles de millones de euros.

Que tiene un reportaje fotográfico que no os podéis perder. Aquí el reportaje y las fotos

Dos claras conclusiones:

  1. Una de las consecuencias de las políticas verdes ha sido la de transladar hacia los países en desarrollo las industrias sucias, como son el achatarramiento de los buques o el reciclaje de los electrodomésticos. Asimismo, estos países tienden a ver en este tipo de industrias oportunidades estables para su desarrollo económico.
  2. Dado la competitividad existente en el transporte marítimo, hoy es mucho más barato y sencillo enviar un contenedor hay punto más peregrino de la tierra lidiar con ello.
  3. Lo anterior, por desgracia, no creo que sirva como forma de regeneración democrática, aunque a veces uno tiene unas ganas…

Y ya para acabar, una de las fotos que más furor están haciendo respecto del #19J

Un peligroso perroflauta

¿Qué es el transbordo marítimo?

Leyendo el blog de shipping in south africa además de encontrar una serie de maravillosas fotos de un buque varado en las costas de Namibia a principios del s. XX, he encontrado un artículo muy sencillito sobre el transaordo, y me he recordado a mi mismo, cuando empecé a trabajar en los temas de puertos y como tenía que buscar cada término de los que había dicho mi jefe en wikipedia para entender que era eso de la estiba, el transbordo marítmo, roll-on roll-of…

Para solucionar una de las dudas, aquí os pego el inicio de su post:

This was one of the questions asked by a reader of this blog.. A basic but an important question..

Simply put, Transhipment = the act of off-loading a container from one ship and loading it onto another ship..

Why does cargo need to be transhipped..??

In any service operated by any line there are practical restrictions in terms of coverage of ports.. There is no shipping line that can cover all ports around the world on a single service and therefore the services are segregated into trade lanes..

Example : South Africa to South East Asia, South Africa to Europe, South Africa to USA, South East Asia to Far East, Far East to USA, USA to Europe etc..

Lets say there is a liner service that connects Durban to Far East with Singapore, Hong Kong, Port Kelang being the ports of call on the voyage from South Africa to Far East.. Lets call this vessel A..

Que podéis seguir leyendo aquí.

Mañana, un pequeño comentario personal 😉

 

The bigger the refrigerator, the lonelier the soul

Por casualidad, me encontré el otro día un pedazo artículo en el New Yorker, sobre como el aumento de los tiempos de viaje, para poder disfrutar de una casa más grande, en las cada vez más lejanas afueras, nos hace más y más infelices, y más solitarios.

Os pongo el principio, por si os animáis a leerlo:

Last year, Midas, the muffler company, in honor of its fiftieth anniversary, gave an award for America’s longest commute to an engineer at Cisco Systems, in California, who travels three hundred and seventy-two miles—seven hours—a day, from the Sierra foothills to San Jose and back. “It’s actually exhilarating,” the man said of his morning drive. “When I get in, I’m pumped up, ready to go.” People like to compare commutes, to complain or boast about their own and, depending on whether their pride derives from misery or efficiency, to exaggerate the length or the brevity of their trip. People who feel they have smooth, manageable commutes tend to evangelize. Those who hate the commute think of it as a core affliction, like a chronic illness. Once you raise the subject, the testimonies pour out, and, if your ears are tuned to it, you begin overhearing commute talk everywhere: mode of transport, time spent on train/interstate/treadmill/homework help, crossword-puzzle aptitude—limitless variations on a stock tale. People who are normally circumspect may, when describing their commutes, be unexpectedly candid in divulging the intimate details of their lives. They have it all worked out, down to the number of minutes it takes them to shave or get stuck at a particular light. But commuting is like sex or sleep: everyone lies. It is said that doctors, when they ask you how much you drink, will take the answer and double it. When a commuter says, “It’s an hour, door-to-door,” tack on twenty minutes.

Vaya semanita

El 15M, la acampada el sol, las elecciones… Imposible mantener el ritmo de entradas.

Pues eso, pero hay recorrido. En breve, más.

Gonzalo Fanjul: Reaccionemos ya

Estoy hoy que lo tiro, prolífico como pocos días…

Mi completo apoyo, en especial para el último motivo, al post de Gonzalo Fanjul, que podéis leer aquí (http://blogs.elpais.com/3500-millones/2011/05/reaccionemos-ya.html) o al final del post.

Yo iré, y sé que muchos de vosotros también. Para los que no, venga animaos… Porfa… Que la cosa está muy malita…

Un abrazo,
Alberto

P.S.: A muchos ya os lo he contado, pero hay una serie cojunudísima, por su si misma y por su música:  Treme, sobre Nueva Orleans después del Katrina. Ahora, para acabar, os enlazo una de las canciones: http://www.musicuo.com/#/search/artist:Treme%20Brass%20Band. Escuchadla, y pensad en la Unión Europea, el estado del bienestar o en los refugiados de Libia. También en Lorca, y en porque los terremotos siempre se ceban con los barrios humildes. Quizás encontréis algún otro motivo para venir.

vía 3500 Millones de Gonzalo Fanjul el 12/05/11

Mani
Foto: Nathalie Paco

El próximo domingo 15 de mayo miles de personas saldremos a la calle en toda España para exigir un cambio. El cambio que exigimos no está muy claro, porque la plataforma que nos convoca (¡Democracia real ya!) agrupa a un número amplio y variopinto de organizaciones sociales, movimientos y ciudadanos. Pero todos estamos de acuerdo en una cosa: hay algo profundamente disfuncional en la sociedad y la democracia en las que vivimos. Una sociedad en la que los méritos, la honestidad y el interés común quedan enterrados por el arribismo, la corrupción y los beneficios particulares.

Ya que votar en las próximas elecciones será un ejercicio heroico (especialmente en lugares como Madrid, donde cada opción es peor que la anterior), les sugiero tomar esta oportunidad como una especie de gimnasia ética. Propongo cinco razones por las que echarse a la calle, pero si no les gustan les ofrezco cualquier otra… a estas alturas, no estamos para ponernos dignos:

– Porque todos los partidos más importantes han decidido reirse en la cara de los ciudadanos al incluir en sus listas a más de 100 candidatos imputados por los tribunales. No podemos sacarles de las listas, pero gracias al ingenio de Avaaz podemos votar al Imputado Deluxe.

– Porque hace dos días denunciábamos en este blog la situación de miles de jubiladas viudas que sobreviven en nuestro país con 574 euros al mes, y buena parte de los comentarios a la entrada se resumen en un “que se jodan, que yo estoy peor”.

– Porque Europa ya no recuerda quiénes éramos. Hemos permitido que un puñado de países conviertan la emergencia humanitaria de los refugiados norteafricanos en una crisis institucional europea, alimentando la tendencia regresiva de buena parte del continente.

– Porque José Manuel González-Páramo -representante de España en el comité ejecutivo del Banco Central Europeo, una de las instituciones que fracasaron a la hora de evitar el desmelene financiero- dijo ayer que “la paciencia de los mercados no es ilimitada”.

– Porque esta semana -mientras España anunciaba records olímpicos de paro– Chanel presentó en la Costa Azul su nueva colección para cruceros, y yo me he dado cuenta de que, un año más, estoy demodé.

Los pies mojados de la globalización (II)

Quizás a alguno le supo a poco el otro artículo o pensó que ese título, se merecía algo mejor que un par de fotos sobre le Emma Maersk. Yo al menos lo pensé. Pero una mezcla de pereza, falta de tiempo y ganas de no empezar con post más concretos, contuvieron mi torrente creador.

Siguiendo con nuestros buques, que por su gran tamaño multiplican los costes y tiempos de entrada y estadía en los puertos. Sin meterme en muchos detalles el atraque de estos buques vendría a ser algo parecido a aparcar un camión tirado por unos triciclos.

Por eso estos buques cada vez realizan menos escalas y necesitan de puertos con inversiones mayores. Si alguno os viciasteis a la serie The Wire, y visteis la temporada que se desarrollaba en el puerto de Baltimore, entenderéis lo que supone para una ciudad y un puerto cuando dejan de llegar buques.

Las grandes rutas de transporte ya están definidas. ¿Veis la densidad de relaciones entre Europa y la costa Este de los Estados Unidos? ¿Y todas las relaciones entre el sudeste asiático y China con Singapur y de ahí con Europa?

¿Y África? Ese es el problema. Estas rutas paran en Sudáfrica o rodean el Cabo de Buena Esperanza o pasan delante de las costas somalíes al encauzar el Mar Rojo, pero poco más. Y las exportaciones, en África y en el conjunto del mundo suponen una parte muy significativa del PIB.

Hace ya muchos años, en 1964, durante la conferencia de UNCTAD se acuñó el famoso lema de “Comercio, no ayuda”. 37 años después, vemos como los países en desarrollo se van quedando más y más aislados de las grandes rutas de comercio, y como van creciendo los requerimientos financieros para construir las infraestructuras necesarias para participar de ellas.